Guía Alimentación Saludable y Combinación Alimentos

Guía Alimentación Saludable  y Combinación Alimentos                  

En los últimos años todo se ha vuelto complejo, y alimentarse no iba a ser menos, existen numerosas corrientes alimentarias, dietas milagro, alimentos de moda, estilos de vida que llevan implícito una forma determinada de comer… por si esto no fuera poco, nuestros hábitos alimentarios han sufrido una gran transformación a una alimentación refinada, ultra-procesada, “no perecedera” (lo que no tiene vida tampoco puede morir) y llena de sustancias de síntesis, químicas y tóxicas.

La realidad es que alimentarse es sencillo, que las comidas sencillas son digeridas más fácilmente, garantizan una mejor digestión, mayor nutrición y menor intoxicación. Todo lo que toca el hombre empeora, a nuestra mesa no llegan alimentos, si no sustancias que se pueden comer, pero no indica que contengan nutrientes, y menos aun nutrientes saludables.

La historia está para mostrarnos el camino entre tanto sin sentido moderno, como el célebre médico griego Hipócrates “que tu alimento sea tu mejor medicina, y tu medicina tu alimento”, Galeno “una adecuada elección de alimentos era fundamental para una vida larga y sana”…

¿De qué hablamos?

Consume más…

  • Frutas frescas y de temporada.
  • Vegetales frescos y de temporada.
  • Versiones integrales de arroz, fideos, panes y harinas.
  • Legumbres, nueces y semillas.
  • Carnes y pescados locales, orgánicos, alimentados con pasto y / o salvajes de vez en cuando.
  • Yogur natural orgánico, queso fresco o requesón orgánico y / o crudo de vez en cuando.
  • Aceite orgánico prensado en frío.

Reduce o elimina…

  • Hidratos de carbono refinados como harina blanca, pan blanco, arroz blanco y fideos blancos 
  • Azúcares refinados (incluyendo azúcar blanco, glucosa, fructosa, jarabe de maíz, miel pasteurizada, edulcorantes artificiales, etc.)
  • Aditivos alimentarios químicos, conservantes, colorantes y potenciadores del sabor
  • Aceites y margarinas refinadas e hidrogenadas
  • Comida procesada, ultra-procesada y “no perecedera”, bollería industrial, conservas, galletas, comida lista para comer, verduras listas para consumir…
  • Carne y pescado no orgánicos
  • Carnes y pescados  procesadas ​​como embutidos, salchichas, empanados, hamburguesas, palitos de pescado, jamón cocido o york, mortadela, precocinados…

Independientemente de la dieta que uno siga, hay que combinar los alimentos adecuadamente para recuperar y mantener la salud, ya que mejora la digestión, evita la fermentación y putrefacción, y sus graves consecuencias para nuestro organismo. (Mi historia alimentación)

Una mala combinación…

  • Dificultan la asimilación de nutrientes y generan toxinas por lo tanto enfermedades futuras.
  • La FERMENTACIÓN Y PUTREFACCIÓN dan lugar a productos tóxicos que pasan a la sangre y sobrecargan los sistemas de eliminación de tóxicos haciendo que nuestro cuerpo aumente el gasto energético y envejeciendo los órganos.
  • La toxicidad da lugar a las llamadas “alergias” en forma de erupciones, urticaria, dolores de cabeza, náuseas y otros síntomas.
  • Problemas digestivos: acidez estomacal, estreñimiento, gastritis, gases, ardor, hinchazón, hemorroides, colitis…
  • Mala asimilación de nutrientes

Consejos para una buena alimentación

  • Haz comidas sencillas, elige alimentos vivos (frutas y verduras)
  • Come despacio, tranquilo, y prestando atención a la comida, si es en buena compañía mejor.
  • Mastica y ensaliva bien los alimentos
  • Come de la forma más consciente, olvida las preocupaciones de la vida diaria en la mesa y no pongas el televisor.
  • Bendice los alimentos (da igual tu ideología), ayuda a armonizar la energía de los mismos.
  • Inicia la comida con alimentos crudos, al no estar cocinados contienen todas las enzimas, estimulan los jugos gástricos y prepara al organismo para recibir los alimentos cocinados. 
  • Elimina los alimentos perjudiciales para la salud y descansa lo más posible después de comer
  • No comas sin hambre, ni en exceso, levántate ligero de la mesa.

Seguiremos las indicaciones Herbert Shelton para la combinación de alimentos, que ha ayudado a miles de personas a recuperar su salud.

Los alimentos

Los alimentos son sustancias comestibles compuestos de agua y de elementos orgánicos llamados proteínas, carbohidratos (azúcares y almidones), grasas (aceites), sales minerales y vitaminas, son la base de la nutrición.

La digestión

Las transformaciones que sufren los alimentos en el estómago e intestino, durante la digestión, se producen por un grupo de sustancias o agentes químicos llamados enzimas que van en los jugos digestivos. Unas enzimas digieren los almidones, otras las proteínas y unas terceras las grasas, si no actúan bien, surge la fermentación y putrefacción de los nutrientes, y la posterior intoxicación del organismo.

Combinación de ácido con carbohidratos

Los tubérculos (patata, boniato, batata), los cereales (trigo, arroz, cebada, centeno, maíz…), las raíces (zanahoria, remolacha, nabo…), la castaña y la calabaza son carbohidratos, y se digieren por una enzima secretada en las glándulas salivares, la ptialina o amilasa salivar.

Los ácidos de los tomates, naranjas, limones, pomelos, manzanas ácidas, piña, vinagre, bebidas alcohólicas, tomate frito… destruyen la ptialina salivar, los hidratos de carbono no se digieren adecuadamente en la boca y el cuerpo tendrá que hacer un gasto de energía extra en los siguientes tramos de la digestión (páncreas) para digerirlos completamente.

ALGO SIMILAR OCURRE CON LA MEZCLA DE PROTEÍNAS CON ÁCIDOS

Carbohidrato con proteína

Los carbohidratos necesitan un medio alcalino para su digestión y las proteínas requieren un medio ácido. Si comemos un alimento proteico (carne, pescado, frutos secos, huevo y queso…) con un hidrato de carbono (pan, patata, arroz…) se vierte un jugo gástrico para digerir la proteína, y debido a esa acidez la digestión del carbohidrato queda inhibida de forma inmediata, la ptialina no puede actuar, surge la putrefacción y la mala digestión.

Los carbohidratos deberán comerse tan secos como sea posible, masticándose y ensalivándose por completo antes de ingerirlos, recuerda que estos se digieren prácticamente en la boca. Se aconseja consumir un solo almidón en una comida para que no exista exceso de carbohidratos.

Carbohidratos con azúcares

Las mermeladas, compotas, azúcares, la miel, añadidas al pan, galletas, bizcochos, pasteles, cereales… producen  fermentación, también el pan relleno de pasas, dátiles, ciruelas pasas o higos.

La digestión del carbohidrato comienza en la boca con la saliva, los azúcares sólo se digieren en el intestino delgado. Cuando tomamos azúcares solos, pasan rápidamente del estómago al intestino. Si los tomamos con otros alimentos, permanecen en el estómago por algún tiempo, hasta que se completa la digestión del resto de los alimentos, y estos fermentan.

ALGO SIMILAR OCURRE CON LA MEZCLA DE PROTEÍNAS CON AZÚCARES

Grasa con proteína

La presencia de grasa en los alimentos disminuye la secreción gástrica y frena la digestión de las proteínas. Los alimentos como la mantequilla, la nata, los aceites y las salsas con mucha grasa no deberían ser consumidos junto con frutos secos, quesos, huevos, carne y pescado.

Las verduras en abundancia, espacialmente los crudos verdes (ensaladas), contrarrestan el efecto inhibidor de la grasa.

Proteína con proteína

Comer diferentes alimentos ricos en proteínas en la misma comida asegura una mala digestión, como carne y queso, frutos secos y carne o pescado, huevos y pescado, huevos y leche, carne y pescado, queso y frutos secos… El exceso de proteínas es perjudicial para el organismo, puede favorecer la obstrucción de los vasos sanguíneos y da lugar a sustancias muy tóxicas: urea, ácido úrico…

Las frutas

Las frutas, aparte de ser una delicia para la vista, el olfato y el gusto, es nuestro alimento ideal.  Han de tomarse solas, comer sólo un tipo de fruta y jamás deberán ser un postre.

Mezclar fruta ácida con fruta dulce en la misma comida provoca fermentación y mala digestión. Por ejemplo plátano y naranja, piña y uvas, fresas con dátiles… así que si decides mezclarlas, al menos que sean ácidas con ácidas, y dulces con dulces.

Las frutas ácidas son, el limón, lima, kiwi, fresa, naranja, pomelo, mandarina, frambuesas, piña, granada y tomate. Las semi-ácidas son las cerezas, ciruelas, melocotón, arándanos, manzanas, pera, uva (roja, verde), mango y papaya… Las dulces son plátano, higos, dátiles, pasas y caquis…

El melón y la sandía por su elevadísimo contenido en agua han de comerse solos,  son tan fáciles de digerir que pasan en pocos minutos al intestino, si los ingerimos con otros alimentos fermentan y dan gases.

La fruta es perfecta para hacer comidas exclusivas con ellas, come o cena medio kilo de fruta, tu cuerpo te lo agradecerá. 

 La leche

La leche es el alimento del bebéy no es necesaria después del período de lactancia. No debiéramos usarla nunca, pero si se usa mejor predigerida, yogurt, queso fresco o requesón y  sin mezclarla con otros alimentos, sólo combina bien con las frutas ácidas.

 Los postres

Los postres se comen siempre después de las comidas, una vez que se ha comido más de lo que uno realmente necesita. Los postres, que consisten normalmente en pasteles, tartas, púdines, natillas, helados, frutas dulces…fermentan, forman gases y nos trastornan el estómago.

Es mejor comerlos solos, a media tarde, con una infusión suave y de vez en cuando.

Practica de una alimentación saludable

  • DESAYUNO – Fruta, Fruta + compota* o fruta + cereal* (*50 min después de comer fruta)

Complementar el desayuno con compotas, pan con aceite o mantequilla, porridge de avena, crema de arroz o maíz (los almidones mejoran su digestión bien cocinados).

El desayuno ideal es fruta solamente, y unos frutos secos a media mañana.

  • COMIDA O CENA – Ensalada + 2 Vegetales + 1 Hidrato de Carbono o Proteína (concentrado).
  1. Ensalada Cruda – Abundante lechuga (todas variedades y canónigos) y zanahoria rallada, y elegir 3/4 entre pepino, cebolla, rábano, 8 aceitunas, tomate, apio, maíz tierno, remolacha, guisantes, pimiento, germinados, brotes de soja… Aliño ideal, aceite de oliva y/o limón, también hierbas aromáticas como perejil, albahaca, menta, hierbabuena, orégano…

Comenzar con crudos las comidas ayuda a preparar el sistema digestivo para recibir los alimentos cocinados ya que aumenta la salivación y los jugos digestivos.

  • Guarnición de 2 Verduras -Acelga, alcachofa, apio, berenjena, calabacín, coles de Bruselas, coliflor, romanesco, brócoli, verdura, calabaza, repollo,  espárrago, espinacas… se pueden preparar, hervidas, salteadas, horno, vapor y puré.
  • 1 Alimento Concentrado (Hidrato o Proteína) – Pollo al horno, parrochas, dos huevos, arroz integral, pasta integral, lentejas estofadas, garbanzos estofados, pechuga pavo plancha, bonito a la plancha, merluza en salsa verde, arroz con verduras (se incluyen los vegetales de la guarnición), salteado de arroz con brócoli y espárragos (se incluyen los vegetales de la guarnición), boniatos, calabaza y calabacín horno o vapor (se incluyen los vegetales de la guarnición).

Y ahora… ¿Qué hago?

  • Primero respira por la nariz y sonríe, ya has llegado a la información.
  • Te recomiendo que anotes tus hábitos alimentarios actuales durante una semana o 10 días, que seas sincero y anotes desayuno, comida, cena, picoteo, bebidas, snacks… esto te ayudará a saber de donde partes.
  • Una vez tienes estos hábitos asentados, reduce gradualmente hasta eliminar de tu alimentación los alimentos procesados y ultra-procesados.
  • Los cambios han de ser graduales para que funcionen, comienza por comer las frutas solas, no tomar postres y no mezclar proteínas e hidratos de carbono.
  • Aprende combinaciones correctas, el cerebro aprende mejor en positivo.
  • Busca alternativas saludables, por ejemplo si quieres dejar la leche de vaca, hay muchas opciones, de almendras, arroz, avena… incluso te la puedes hacer tu, también hay yogures vegetales… investiga y sé creativo.
  • Infórmate, lee libros sobre alimentación saludable, pasa tiempo en blogs, busca recetas saludables que te gusten, hay miles de blogs sobre recetas, ve charlas sobre alimentación saludable… se parte del cambio.

Para saber más

INICA CAMBIOS GRADUALES EN TU ALIMENTACIÓN Y OBSERVA

El arte de saber alimentarte. Desde la ciencia de la nutrición al arte de la alimentación. Karmelo Bizkarra. Editorial Desclée De Brouwer

La Combinación de los Alimentos. H. M. Shelton. Editorial Obelisco

El Estudio De China, T. Collin Campbell, Sirio

Detox Miracle Sourcebook , Robert Morse. Edit. Hohm Press,U.S

La antideta, Harvey Diamond, Urano

Mucusless diet healing system, Arnold Ehret, Mucus-free Life LLC

Las fuentes de la salud humana, Désiré Meriem, Suplemento doble a los boletines afiliados de Mayo a Agosto 1980

Deja una respuesta